Una jornada fantástica - RedGol

Una jornada fantástica

Por: Álvaro G. Valenzuela Pineda. Twitter: @avalenzuelapi

Soy un romántico y me encanta pensar que puedo llegar a ser un romántico viajero. Romántico es esa manera que tenemos, también, de referirnos a quien parece de una época antigua. Lo mío va por ahí, por esos guiños del pasado. Llevar una radio a pila al estadio, el maní que no puede faltar en la mochila, conversar con el vecino desconocido y compartir opiniones. Que el 10 de los azules tiene que soltarla antes, que el 8 sabe con la pelota y es un crack. Todo ese tumulto de emociones y de vivencias se vuelven reales cuando esperando la salida de los equipos logras ver la suma de colores en el cielo, mientras el sol se va escondiendo atrás de la marquesina. Cuando la gente empieza a teñir de azul el estadio, cuando el bombo comienza a latir, las banderas a volar y las voces a entonar.

Discúlpeme ud, estimado(a) lector(a), en esta pasada me ha ganado la nostalgia, pero no es para menos, es que siento que el domingo recién pasado hemos tenido una jornada fantástica. Con un triunfo que nos hace seguir en una racha fantástica, seguidilla de cuatro triunfos en línea que nos mantiene firmes en el 2do lugar de la tabla.

Hemos sido testigos, también, de otra asistencia fantástica de una hinchada fantástica que no deja este sentimiento fantástico. Cosa que ya no debería asombras, pero siempre es bueno destacar que 36.000 almas siempre están dispuestas a romper la voz en el estadio.

En la cancha vimos a en Gonzalo Jara a un defensa fantástico. Con velocidad, tempo, y salidas desde el fondo que fueron fantásticas. Le ganó la mayoría de los duelos a un delantero visitante que se cree bueno, pero la realidad indica que no es tan fantástico. Pero no sólo del oriundo del Hualpén vive la zaga laica, la solidez que ha alcanzado la retaguardia de los de la U roja en el pecho es fenomenal, el entendimiento es perfecto, y el cohesión se hace patente cada día. Ya son 3 los duelos seguidos en que Herrera deja su valla en blanco. Reflejo del trabajo de la semana. Bien lo dijo Jean Beausejour en una entrevista con los “Tenores” en radio ADN durante la semana pasada “…el cambio de esquema ayuda, pero no es la panacea”

En la tarde del domingo recién pasado vimos a un arquero fantástico, con paradas fantásticas que siguieron opacando al delantero que no es fantástico. Y aunque el capitán no tuvo tanto trabajo, fue vital en responder en las pocas acciones de riesgo que generó la visita.

La cancha del Nacional fue testigo de un brinco fantástico de un delantero que si es fantástico para vencer la resistencia de una defensa puma que se hacía fuerte en el repliegue y con el reloj como aliado. No es solo el goleador de nuestro equipo, es el reflejo de la pasión, las ganas y el talento que hay que tener para pensar en éxitos deportivos. Pinilla se siente como en casa, se sabe figura y su peso en el equipo va más allá de un partido bueno o malo, es quien habla mucho en la cancha, se acerca constantemente a Soteldo para dar instrucciones, para calmarlo e incluso para pedirle que la suelte antes. Conversa con Pizarro, ordena en los tiros libres en contra y constantemente lo vemos pedir apoyo de los hinchas.

La tarde noche del domingo nos deja a un pequeño mediocampista fantástico, que parece que nació con un balón en los pies, que lentamente se fue ganando el corazón de la siempre exigente parcialidad azul, un tipo pequeño pero que debe tener un control de PS4 en la mente, siempre sabe dónde están los compañeros, siempre entiende el momento precioso para hacer esos cambios de frente que parecen sacados con lienza. Lo de él en el rectángulo verde es simplemente una fantástica poesía al juego.

Este día fantástico terminó con un Oscar fantástico para una mujer fantástica, hecho que nos enorgullece a todo un país y en especial a lo que queda de nuestro club, el que según las estadísticas es el con mayor adhesión femenina en la república (47% de la fanaticada azul es femenina según Adimark), no por nada se habla con tanta admiración del cuerpo femenino en nuestro himno. Para Daniela, Francisco, y todo el equipo de “Una Mujer Fantástica” este pequeño homenaje en esta (no tan) fantástica columna.

Foto: Agencia UNO.