Mundialista peruano de 1978 acusó a seis de sus compañeros de venderse en el histórico 6-0 ante Argentina - RedGol

Mundialista peruano de 1978 acusó a seis de sus compañeros de venderse en el histórico 6-0 ante Argentina

José Velásquez reveló que un grupo importante de sus jugadores, incluido el arquero, ingresaron mentalizados en perder el duelo clave que llevó a los locales a la final de la Copa del Mundo.

José Velásquez, mundialista peruano de 1978, reveló que seis de sus compañeros se vendieron y se dejaron perder en el histórico y polémico triunfo 6-0 de Argentina sobre Perú en la segunda ronda de la Copa del Mundo de ese año y que llevó a la Albiceleste a la final del torneo.

Video | Argentina 6-0 Perú

El ex seleccionado peruano e integrante de ese equipo, recalcó al diario Trome que seis de sus compañeros se vendieron y que ingresaron al campo de juego en Rosario mentalizado en perder. Uno de los apuntados fue el arquero Ramón Quiroga, nacido en Argentina y quien ha recibido la mayor parte de los dardos por la pésima actuación de su equipo.

“Es una realidad que los dirigentes se vendieron y muchos han investigado, hay hasta libros escritos. Que no tenga pruebas, no quiere decir que no haya pasado. Y seis jugadores también se vendieron. Solo puedo nombrar a cuatro, porque hay otros dos que son famosos y les puedo dañar sus carreras. Los que se vendieron fueron Rodulfo Manzo, Raúl Gorriti, Juan José Muñante y Ramón Quiroga”, lanzó Velásquez.

Incluso destacó que previo al duelo un grupo de jugadores le pidió al técnico que no alineara al golero Quiroga, debido a que al ser nacido en Argentina podía tener problemas al enfrentar a su país de nacimiento.

“¿Por qué queríamos que no atajara Quiroga? Era argentino y lo iban a abordar, amenazar y queríamos protegerlo de alguna manera. Seis jugadores nos reunimos para decirle al técnico Marcos Calderón que no atajara Ramón Quiroga y aceptó. Al día siguiente, lo primero que hace, es ponerlo. ¿Qué puedes pensar? ¿Se vendió o no?”, lanzó el ex seleccionado apuntando que no sólo dirigentes y jugadores se vendieron, sino que posiblemente el DT del equipo.

La historia cuenta que Argentina debía golear 4-0 a Perú para avanzar a la final del Mundial de 1978 y así dejar a Brasil en el segundo puesto del Grupo 2 de la segunda fase del torneo. Finalmente el local ganó 6-0 y la Verdeamarela tuvo que disputar el tercer puesto contra Italia.

Las acusaciones en contra de esa selección peruana, que llegó eliminada al partido final, llegan incluso a indicaciones de políticos peruanos que acusan la intromisión de la dictadura de su país, comandada por el general Francisco Morales, de coordinar con el dictador trasandino Rafael Videla para que el local llegara a la final. 

El ex senador peruano, Genaro Ledesma Izquieta, aseguró en 2012 que el acuerdo entre las dictaduras se enmarcó en la exportación a un bajo precio de trigo desde Buenos Aires a Lima y también por un chantaje trasandino a los peruanos por unos detenidos en el marco de la siniestra Operación Cóndor. 

“Al salir a Francia nos salvamos del lanzamiento que Morales Bermúdez –dictador peruano- y Videla –dictador argentino- habían acordado, que era el lanzamiento de una persona al mar desde un avión en vuelo, por lo que no quedaba resto alguno. Ese sistema debía aplicarse con nosotros, lo que aprovechó Videla al aceptarnos como prisioneros de guerra con la condición de que Perú le permita el triunfo de Argentina en el campeonato mundial de fútbol, porque esto tenía importancia para Videla: necesitaban ese triunfo para limpiar la mala imagen de Argentina en el mundo”, explicó Genaro Ledesma Izquieta.