[Audio] Carlos Soto acusa al actual sindicato tras su salida: "Fue una trampa, por eso renuncié. No me he robado nada" - RedGol

[Audio] Carlos Soto acusa al actual sindicato tras su salida: "Fue una trampa, por eso renuncié. No me he robado nada"

En contacto con radio Sonar, el ex timonel de los futbolistas chilenos fustigó el tratamiento que tuvo luego de que se revelara la audiencia en que aparecen 250 millones de pesos en gastos no justificados durante 2015 y 2016.

La voz de Carlos Soto lo dice todo. El ex presidente del Sifup y director renunciado ayer ante la asamblea, calificó como "una trampa" la presentación de la audiencia del ejercicio de los años 2015 y 2016, donde se revelaron egresos no justificados por más de 250 millones de pesos, con gastos en ropa, libros e incluso donaciones a una iglesia.

En conversación con radio Sonar , Soto aseguró que "la auditoría cerró hace dos meses, pero no se nos permitió entregar documentación, no pudimos participar los de la administración anterior para verificar las cuentas vistas. Recién tuvimos este documento el viernes, el sábado en la mañana lo revisamos. El mismo auditor asegura que hay 108 millones de pesos documentados, pero que no tienen egreso. Hay cuentas que necesitan comprobantes y otras no, o unos que coinciden, pero no en el monto. Todo eso fue rechazado", reclamó.

Por esta razón, el ex dirigente las emprendió contra la actual directiva que encabeza Gamadiel García . "Fue una trampa, por eso renuncié. Me dijeron que me iban a cuidar y proteger, dije que al informe le faltaba información, o tiempo para acreditar. Hay empresas que no aceptaron ni facturas ni boletas. Me encuentro con todo eso y lo mínimo que pienso es que hay incompatibilidad: presenté mi renuncia ahí mismo, me paré y me fui", agregó.

Al menos Soto tendrá oportunidad de hacer sus descargos. "Los jugadores grandes apoyaron la moción de dar un plazo para acreditar el resto del dinero, y que en aquello que no se pueda acreditar, se dé la explicación. La gente que me conoce sabe: sigo viviendo en La Cañada, cualquiera puede ver mi Dicom, mi Yaris de 2006, que sigo andando en micro y Metro. Lo malo de todo esto es que se hace un festín con todo lo que pasa. Seguiré adelante para demostrar lo que pasó ante la asamblea", advirtió el ex jugador de Universidad Católica.

En el pormenor de los gastos, Soto fue específico. "Tuve una boleta por un pijama de mujer de 9 mil pesos, pero no es culpa nuestra, porque es el delantal de la señora que hace el aseo. Nosotros por fe profesamos el cristianismo y son  libros devocionales, motivacionales, con historias de deportistas, que se les entregaban a los jugadores. Y los ternos, no sé si han visto delegaciones uniformadas. Compramos 15 trajes para todos los miembros del sindicato y técnicos para la Gala del Fútbol Chileno", detalló el ex dirigente.

Así mismo, puntualizó algunas donaciones que no fueron consultadas a los futbolistas. "Si es por preguntar a la asamblea, no podríamos haberle enviado cinco millones de pesos a Pablo Otárola cuando se accidentó o Armando Tobar, para salir antes de la clínica (...). No me he robado plata, se usó para los fines del Sindicato. El millón de pesos de la iglesia cristiana se va a devolver".

Finalmente, Soto subrayó los aportes económicos de su gestión en el Sindicato. "Recién hace tres años tenemos contrato con FIFPro, nadie ha dicho que dejamos 544 millones de pesos en las cuentas corrientes, un edificio que cuesta 344 millones. Antes solo había un contrato con Salo para los álbumes, pero vendimos derechos de imagen y cuando llega PES a comprar los derechos del campeonato chileno, ahí pudimos establecer contratos con FIFPro, el sindicato mundial. Son 100 mil dólares. Y el otro ingreso es de Panini. Por ubicación en Ránking FIFA te dan un royalty. Por eso se permitió construir una casa", completó Carlos Soto.

Fotos: Agencia Uno