Deportes Concepción espera definir este mes si jugará en Segunda o Tercera División el 2018 - RedGol

Deportes Concepción espera definir este mes si jugará en Segunda o Tercera División el 2018

Desde el CSD no quieren pasar otro año fuera de competencia oficial y definen los últimos pasos para que la ANFP considere o no su regreso al profesionalismo. De recibir una respuesta negativa, llevarán los documentos a la ANFA.

A finales de abril de 2016 el consejo de presidentes de la ANFP desafilió a Deportes Concepción del fútbol profesional chileno por arrastrar deudas que incluían los sueldos de los jugadores, el cuerpo técnico y funcionarios.

Desde entonces los lilas no han tenido competencia oficial y salvo duelos amistosos, el club se ha mantenido vivo gracias a la rebeldía de sus hinchas, que han organizado manifestaciones y hasta lanzado camisetas.

Pero en el club no quieren cumplir dos años fuera de competencia y ya se preparan para regresar a las canchas de manera oficial en 2018. Para esto, la directiva ya inició los trámites para ser aceptados nuevamente por la ANFP en la Segunda División Profesional.

“Terminamos esta semana con los documentos. Nos solicitaron algunos papeles y ahora vamos a mostrarlos. Tenemos que empezar con las gestiones ante la ANFP para concretar una tercera reunión y tener claro si existe la opción de jugar ahí”, dijo el presidente del CSD Concepción, Víctor Tornería, a Diario El Sur.

Sin embargo, Tornería tiene un plan B, y de no ser acogida su petición en la ANFP, Deportes Concepción tomará sus documentos para partir desde cero en el amateurismo y solicitarán el ingreso a Tercera División.

“(De no prosperar lo de la ANFP) vamos con nuestro cuaderno de cargos a la ANFA, No podemos arriesgarnos a no participar en 2018 por esperar una respuesta”, añadió.

La idea de Deportes Concepción es tener definido, a más tardar a fines del presente octubre la decisión de la ANFP para, en caso negativo, sentenciar su ingreso a la Tercera División.

Mientras, el plantel del cuadro lila estira las piernas disputando un torneo hexagonal con otros equipos de la Región del Biobío.