Harold Mayne-Nicholls hizo mea culpa por la debacle de Chile en selecciones menores: "Es mi fracaso personal" - RedGol

Harold Mayne-Nicholls hizo mea culpa por la debacle de Chile en selecciones menores: "Es mi fracaso personal"

El ex presidente de la ANFP asegura que en casi tres décadas no se han actualizado los métodos de trabajo para los representativos Sub 20 y Sub 17, pese a que toda la estructura de cadetes se ha profesionalizado.

Desde la autocrítica, el ex presidente de la ANFP Harold Mayne-Nicholls abrió un nuevo frente de debate tras el fracaso de las selecciones menores, graficado en la triste eliminación de la Sub 20 de Héctor Robles en Ecuador. En una columna en el diario La Estrella de Arica titulada "Mi fracaso personal con la Rojita", el ex timonel del fútbol chileno dijo que debió darse cuenta "antes de que los tiempos ameritaban cambios".

La extensa exposición de quien hoy es presidente de la Fundación Ganamos Todos asegura que el problema radica en que no se actualizaron los mecanismos de trabajo de las selecciones menores, al tiempo en que se iban profesionalizando las formas en los clubes, lo que produce que los nominados actúen como "invitados" hasta que recién en una nómina final el técnico los puede conocer.

"A comienzos de la década de los 90, se instauró un sistema para las selecciones menores. Se juntaban de lunes a miércoles a entrenar. Después volvían a los clubes. En un análisis global, no se puede decir que haya sido eficiente: desde 1990, van 26 procesos eliminatorios (14 sub 20 y 12 sub 17) usando esta fórmula, y hemos clasificado a cinco mundiales sub 20 y a dos sub 17. Durante mi período, no se innovó en el aspecto de preparación y tengo entendido que ahora sigue igual. Ahí creo que se encuentra la raíz del problema. Cambiaron los tiempos. Evolucionaron los métodos de trabajo. Se profesionalizaron las series menores de los clubes. Y no hicimos las adaptaciones necesarias", explicó el ex presidente de la ANFP.

Lo que propone Harold ahora pasa por que el jugador esté la mayor parte del tiempo en su club y que el seleccionador lo visite ahí, en vez de citarlo cada semana a los trabajos de selección, y que en cambio se haga solamente un microciclo mensual que termine en un partido internacional y un par de giras al año

"El resto, que trabajen en sus clubes. Y que el seleccionador nacional de la categoría vaya a presenciar los entrenamientos y que ahí vea el rendimiento de cada jugador y comparta sus impresiones con el cuerpo técnico del club. Creo que ahí se produciría una mejor evaluación de los jugadores. En lo físico, técnico y táctico. Pero, también, en lo que es fundamental en la alta competencia: en lo emocional", agrega.

Según explica Mayne-Nicholls, de esta manera "los jugadores, en su hábitat natural, se mostrarán tal como son. No como en la selección, donde llegan de invitados, hasta que, al dar la lista final, se sienten como en casa y recién ahí -muchas veces- el técnico descubre su real personalidad".

Finalmente, Harold reconoció que en la elección de los técnicos a cargos de este proceso también se debe evolucionar. "Debe ser alguien con vasta experiencia y que olvide la actitud paternalista y protectora que hoy parece dominar. Por el contrario, es el rigor y la disciplina a todo evento lo que nos permite crecer. No son las justificaciones las que nos ayudan a creer; son las enseñanzas desde un nivel superior, las que nos invitan a mejorar", completó.

Fotos: Agencia Uno y ANFP